El Gobierno amplió el Presupuesto para pagar salarios, jubilaciones y afrontar deuda

Aumentan los gastos corrientes y de capital del Presupuesto 2023 en $7,6 billones, la modificación se publicó en el Boletín Oficial.


El Gobierno formalizó una modificación del Presupuesto 2023, ampliando los gastos corrientes y de capital en 7 billones 653.006 millones de pesos y los recursos totales en 3 billones 646.802,4 millones, de lo que resulta un incremento del déficit financiero de 4.6203 billones de pesos.

La medida se dispuso mediante el Decreto de Necesidad y Urgencia 436/2023 publicado este miércoles en el Boletín Oficial, para hacer frente a "gastos impostergables" para el funcionamiento de "diversas jurisdicciones y entidades del Sector Público Nacional", según se indicó en los considerandos de la norma.

Entre las principales modificaciones, se autorizan nuevas emisiones de deuda a corto plazo por más de cinco billones de pesos y recursos para la Administración Nacional de la Seguridad Social (Anses) por 1,8 billón de pesos, para aumentos en jubilaciones, pensiones y asignaciones en línea con los ajustes trimestrales dispuestos por la ley de Movilidad Previsional.

La adecuación presupuestaria obedece a la necesidad de actualizar la mayor parte de los gastos y recursos de la Administración Pública Nacional, ante el desborde de los supuestos macroeconómicos en los que se basó la Ley de Presupuesto 27.701, entre ellos una inflación anual del 60%.

Al respecto, el DNU señala que se tuvo en cuenta "el refuerzo de los créditos de gastos en personal, con el fin de atender necesidades vigentes en materia salarial, incorporando el impacto de las mejoras en las remuneraciones dispuestas por normas legales durante el presente año".

De acuerdo con el análisis de la medida realizado por la Asociación Argentina de Presupuesto y Administración Financiera Pública (ASAP), los gastos corrientes se incrementan en 7 billones 487.524 millones de pesos y los de capital en $165.482 millones.
En la modificación presupuestaria se contemplaron gastos de funcionamiento y equipamiento, "créditos para pago de subsidios, compensaciones, becas, transferencias a universidades, otras transferencias varias y erogaciones que hacen al cumplimiento del cometido de las Jurisdicciones y Entidades de la Administración Nacional", se especificó.

En el DNU se establece un crédito presupuestario para transferencias a cajas previsionales provinciales de la Anses por $112.922.664.874.

También se incrementa en 5 billones 300.000 millones de pesos el monto autorizado para operaciones de crédito público con Plazo Mínimo de Amortización de 90 días.

En el artículo 6 se autoriza la emisión de Letras de Liquidez del Tesoro en pesos a descuento (Lelites) hasta alcanzar un importe máximo en circulación de valor nominal de $100.000 millones, para afrontar las emisiones que se realicen durante el corriente ejercicio y cuyo vencimiento se produzca en enero de 2024.

Por otra parte, se convalida la registración no presupuestaria por $95.435.628.743,12, correspondiente a los intereses a descuento por la colocación de letras del Tesoro Nacional a descuento con vencimientos el 28 de abril y el 31 de mayo, así como la suma de $1.212.686.380,48, por a comisiones y otros gastos en moneda extranjera.

Entre otras modificaciones, se autoriza "la contratación plurianual de ciertas obras de inversión y adquisición de bienes y servicios con incidencia en ejercicios futuros", y se incorporan horas cátedra para la Administración Nacional de Aviación Civil (ANAC) para "posibilitar el dictado de actividades de capacitación en el Centro de Instrucción, Perfeccionamiento y Experimentación (CIPE)".

El 16 de agosto, la Oficina de Presupuesto del Congreso (OPC) había advertido sobre el escaso margen que quedaba para la redistribución de créditos presupuestarios.

"Desde hace algunos años, en las leyes de Presupuesto se incluyen dentro de la Categoría 99 Otras Asistencias Financieras de la Jurisdicción 91 Obligaciones a Cargo del Tesoro, créditos para atender posibles necesidades presupuestarias que puedan surgir a lo largo del ejercicio, principalmente por decisiones en materia de prestaciones sociales (como es el caso del otorgamiento de bonos extraordinarios para jubilados y pensionados) y en la política de subsidios, como así también en materia salarial, como consecuencia de las paritarias aprobadas para el personal de la Administración Pública y las Universidades Nacionales", indicó el organismo bicameral.

Al respecto, precisó que "con la sanción de la Ley de Presupuesto 2023, se aprobaron un billón 207.507 millones de pesos para la mencionada categoría presupuestaria, monto que ha sido reasignando, a través de diferentes modificaciones presupuestarias, para financiar necesidades de créditos de las distintas jurisdicciones de la Administración Nacional".

De ese monto, sólo quedaban disponibles al 31 de julio $10.000 millones, el 0,83% del total.

Fuente: minutouno.com 

Publicar un comentario

0 Comentarios